Ventajas y desventajas de las viviendas modulares

Ante la imposibilidad hace algunos años de poder adquirir una vivienda, muchos optaron por hacerse con una vivienda modular. Pero, ¿qué es? Se trata de construcciones fabricadas fuera del lugar donde se ubicarán con posterioridad. Se instalan por módulos y pueden ser desplazadas cuando los propietarios así lo deseen.

 Vivienda modular

Cada vez son más tenidas en cuenta por quienes quieren hacerse con una casa nueva y les es imposible adquirir una tradicional.  Son muchas las ventajas y muy pocas las desventajas que se encuentran quienes optan por este tipo de vivienda moderna.

Ventajas

–          Ante la inestabilidad laboral y situacional del trabajo, es frecuente que las familias cambien de residencia en más de una ocasión. Con las viviendas modulares es posible moverse de ciudad “con la casa acuestas” sin necesidad de tener que buscar un nuevo lugar que se adapte a nuestras necesidades, sólo será oportuno localizar un terreno donde ubicarla.

–          Suelen estar elaboradas con materiales de aislamiento, lo que favorece sobre todo en invierno, pues el gasto en calefacción no es tan elevado.

–          La construcción es mucho más rápida. Los plazos de levantamiento pueden reducirse hasta la mitad, por lo que las familias a las que les urja tener una podrán hacerlo en menos tiempo.

–          Al igual que las tradicionales, las modulares tienen las mismas opciones con las aseguradoras, al igual que también pueden ser 100% hipotecables.

–          Los diseños que se pueden encontrar son dispares: vanguardistas, modernas y rurales, cualquier tipo que quieras, podrás adquirirla.

Desventajas

–          El precio es más económico que una tradicional, pero si queremos estilos más elegantes, la cantidad final puede ascender llegando incluso a parecerse a una típica.

–          El coste puede incrementarse si la zona donde van a instalarse los módulos es un terreno inestable o con suelo blando.

Son muchas las empresas que ofrecen este producto. Dependiendo de ellas, los precios serán mayores o menores. Por ejemplo, una casa de 96 metros cuadrados puede tener un coste de 58.900 euros, una cifra que se incrementará con el transporte y los extras que se quieran ir añadiendo.

Esta entrada fue publicada en General y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>