Prepara tu casa para un posible comprador

Con la situación actual, en la que la crisis económica ha afectado a todo el mundo, aunque a unos más que a otros, la venta de nuestra vivienda resulta casi un imposible. Por eso debemos cuidar hasta el más mínimo detalle para que los posibles compradores se decanten por nosotros y no por los competidores que podamos tener.

En primer lugar, debemos elegir el lugar idóneo para publicitar nuestra oferta, con el auge que vienen experimentando las redes sociales y los servicios on-line, la mejor opción es colgar nuestra oferta en Internet.

Indicando todos los datos de nuestra casa, ubicación, tamaño, características internas y externas, el precio y unas buenas imágenes de la misma, serán el primer reclamo que pondremos para que el comprador se fije en nosotros.

El siguiente paso, después de haber hablado con el interesado, debemos de ponernos manos a la obra en preparar nuestra casa para que resulte atractiva.

El orden es el primer elemento que debemos tener en cuenta. La limpieza y los ambientes despejados serán imprescindibles para causar una buena impresión.

Nunca deberemos dejar la colada ni ropa sucia al alcance de la vista así como el orden de las camas, que estén bien hechas y colocadas también serán motivos esenciales para causar buena impresión al comprador.

No solo nuestra casa será objeto de vista para el próximo inquilino ya que nuestro aspecto también es clave para causar buena impresión.

Deberemos vestirnos de manera elegante, sin exageraciones pero no de una manera informal.

Debemos tener una buena temperatura que resulte agradable a la hora de entrar en el piso, dependiendo de la estación en la que nos encontremos, la calefacción o el aire acondicionado serán nuestros aliados para crear el mejor ambiente.

Las luces tienen que estar todas encendidas, da igual la hora que sea, ya que estas proporcionaran una mejor visión de todo el conjunto, ya que una casa oscura no transmite optimismo.

Los olores resultan algo incómodos para todos, por eso tenemos que asegurarnos de que no huela a nada y de ser así elegir una fragancia cítrica que de sensación de limpieza.

Para ambientar algo más la estancia principal podemos optar por una música que amenice algo la  visita, decantándonos por algo clásico y en tonos bajos.

Es muy importante que tengamos la documentación necesaria, como recibos, proyectos de rehabilitación… a la vista. Que este preparado por si existiesen preguntas de los futuros dueños y que nosotros podamos contestar sin dudas para que transmitamos seguridad y confianza.

Debemos ensalzar las cosas buenas que nuestra vivienda tiene pero sin llegar a realizar un discurso así como proponer una visita por toda la casa dejando que puedan verla los interesados sin ninguna presión.

Deberemos despedirnos de forma cortés y ofreciendo que puedan visitar la casa siempre que quieran sin coaccionarles ni presionarles para obtener una respuesta más rápida.

 

Esta entrada fue publicada en General. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>